Palacio de Versalles

Si tuviera que escoger un vestido para ponerme el resto de mis días, sería éste —aunque dudo que el encaje aguante tanto uso—. En los días calurosos del verano, lo puedo usar solo o con una camisa de lino encima y con casi cualquier par de zapatos que tengo: tenis para caminar, sandalias, tacones para…

Leer Más

Costa del Sol

Pocas cosas me hacen tan feliz como tener el mar cerca: su sonido, su olor, el millar de tonalidades de su color. Curioso porque hasta hace una década lo detestaba por el pánico que me daba pensar en todas las criaturas que habitan los océanos de nuestra tierra. Pero la vida en Nueva York y…

Leer Más