Exposición: “Margiela/Galliera, 1989–2009” Palais Galliera, París (3 de marzo – 15 de julio de 2018)

Ayer cerró la primera exposición retrospectiva consagrada al diseñador Martin Margiela en París, “Margiela/Galliera, 1989–2009”, en el museo Palais Galliera. La exposición investigaba el recorrido creativo del creador belga durante los 20 años que se mantuvo a la cabeza de la casa de modas que creó. Como logró mostrar efectivamente la exposición, el gran logro de Margiela fue cuestionar las estructuras del sistema moda y la vestimenta, además de las nociones occidentales sobre la estética y el cuerpo, a través de sus creaciones.

Martin Margiela es uno de los creadores más enigmáticos en la historia de la moda contemporánea. Graduado en moda de la Academia Real de Bellas Artes de Amberes en 1980, fue el único creador belga de su generación en fundar su casa de modas en París. Al fundar su casa de modas en 1988, decidió desaparecer del público por siempre y así se ha mantenido después de retirarse del diseño. Pero su nombre es famoso por sus intrigantes creaciones y sus cuestionamientos estéticos.

Exposición Margiela Galliera 1989-2009 París
Saco hecho de medias cosidas, expuesto en “Margiela/Galliera, 1989-2009” en el Palais Galliera, París (3 de marzo al 15 de julio de 2018).

Los más de 130 objetos expuestos en “Margiela/Galliera” —prendas de ropa, material audiovisual e instalaciones especiales— creaban un recorrido histórico por las colecciones de Martin Margiela para su casa de modas, desde la primavera-verano de 1989 hasta la primavera-verano del 2009. El orden cronológico permitió indagar sobre las aproximaciones conceptuales del diseñador, entendiendo los temas que lo obsesionaron en distintos momentos y la evolución de sus creaciones inspiradas en estos temas.

Ya desde la primera colección de la Maison Martin Margiela se hizo evidente uno de los temas más relevantes en el trabajo del diseñador: su obsesión con el cuerpo. Presentó en ella, entre otras, los zapatos tipo “tabi”, inspirados en aquellos que usan los obreros japoneses, que dejan ver la separación entre el dedo gordo y los demás dedos del pie. Este tipo de zapatos se convirtió en símbolo de la casa y retornó en casi todas sus colecciones, en forma de botas, sandalias, plataformas, tacones, suecos…

Exposición Margiela Galliera 1989-2009 París
Vitrina con zapatos “tabi”, diseñados por Martin Margiela para su casa de modas, en la exposición “Margiela/Galliera, 1989-2009” en el Palais Galliera, París (3 de marzo al 15 de julio de 2018).

La obsesión con el cuerpo y su contacto con la ropa también se refleja en las  prendas “oversize”, de tamaños extremos y tallas agrandadas al 200%, y en las que crea a partir de patrones de vestidos de muñeca, conservando siempre las proporciones extrañas del cuerpo de muñeca.

Exposición Margiela Galliera 1989-2009 París
Vista de la exposición “Margiela/Galliera, 1989-2009” en el Palais Galliera, París (3 de marzo al 15 de julio de 2018).

Margiela también estudió la construcción de la vestimenta a partir de su desconstrucción: forros que se convierten en prendas, marquillas que se hacen visibles, procesos no terminados que se hacen evidentes, etapas de fabricación que se vuelven elementos del diseño: pinzas, hombreras, patrones.

Y en este juego, es esencial linea “artesanal” de la casa: una subversión de la idea de la alta costura que, ya desde hace décadas, predominaba como la más fina forma de la creación de moda. Así, en su taller parisino, Martin Margiela recuperó una cantidad de prendas y objetos vintage, que transformó en nuevos diseños y nuevas prendas de vestir. Ejemplo de esto los vestidos hechos de mantones de seda con distintos patrones estampados y los sacos hechos con medias tejidas, conservando los talones para formar las curvas necesarias.

Exposición Margiela Galliera 1989-2009 París
Vista de la exposición “Margiela/Galliera, 1989-2009” en el Palais Galliera, París (3 de marzo al 15 de julio de 2018).

Décadas antes de que se impusiera la idea de la sostenibilidad en la moda, antes de que el “DIY” y las compras de moda vintage se volvieran chic, Martin Margiela se anticipó al proceso con las creaciones de su taller artesanal. Y casi una década después de su jubilación del diseño de modas, este hombre anónimo se ha hecho famoso alrededor del mundo por su fuerte cuestionamiento de la moda. Es más: su misma desaparición de la esfera pública en el momento preciso en que el estatus de celebridad del diseñador de modas ha alcanzado su cima, representa el eterno cuestionamiento de Margiela del sistema moda.

Su activo cuestionamiento del sistema moda, de la construcción de la ropa y de la interacción entre la prenda de vestir y el cuerpo, han consagrado a Martin Margiela como uno de los diseñadores contemporáneos más influyentes en el mundo. Esta exposición, curada por Alexandre Samson, y con dirección artística del mismo Margiela, fue una excelente celebración del genio de este enigmático diseñador.

Exposición Margiela Galliera 1989-2009 París
Vista de instalación especial en la exposición “Margiela/Galliera, 1989-2009” en el Palais Galliera, París (3 de marzo al 15 de julio de 2018).