La Sophia Loren de Dolce & Gabbana

Dolce & Gabbana A/W 2016 Couture - Sophia Loren

[ Inglés]

Nacida en 1934, a Sophia Loren la esperaba un destino de grandeza, convirtiéndose en estrella del cine a los 15 y, poco después, coronándose como la musa italiana por excelencia de generaciones de hombres y mujeres, que continúan venerándola aun a sus 80 años. Jamás tímida para usar accesorios fuertes, un atrevido vestido con riquísimos estampados, o sus reconocidas gafas de colores, Sophia Loren se ha convertido en muchísimo más que una famosa actriz italiana: ella es, de muchas formas, la imagen del estilo italiano, de sus poderosas mujeres, de la colorida belleza de sus paisajes, del carácter burbujeante de su gente.

No cabe duda sobre por qué Dolce & Gabbana inspiraron su más reciente colección de alta moda en esta eterna musa…

Tras compartir con el mundo las principales características de su Italia—que todavía se enorgullece del poder del Imperio Clásico, que venera su rica e interminable historia del arte, que adora el rol de la madre casi hasta convertirse en ritual, y que vive de la exaltación de la tradición—los diseñadores dan vida a su propia versión de la mujer ideal italiana, cuyo cuerpo, actitud y, más importantemente, italianidad, ellos visten para el placer del mundo entero.

Presentado en Nápoles, donde Sophia Loren pasó los primeros años de su vida, el show fue una perfecta combinación del carácter carnavalesco de las calles de la ciudad—en donde los motociclistas apurados y los hombres y mujeres que se pavonean alegremente por las calles enmarcadas por coloridas casas y sombreadas por líneas colgantes de ropa que se seca es más una realidad que una escena de película—con ricos brocados, estampados figurativos y lujosos detalles de oro en los diseños, al mejor estilo de Dolce & Gabbana. Sophia Loren, reina de la noche, estaba sentada muy apropiadamente en su trono, cantando felizmente al ritmo de las canciones italianas que acompañaban el recuento de su vida recreado en el conjunto de lujosos vestidos que se mostraban: desde un “bodysuit” de reinado de belleza con el título de “Miss Eleganza” (Miss Elegancia) y los trajes decorados con las espléndidas joyas que ella tanto usa, hasta un “uniforme” de fútbol inspirado en los años gloriosos de Maradona y una camiseta con la palabra “pizza”, pasando por algunos outfits recreados directamente de las películas en que actuó, el show fue una hermosa oda a la actriz.

Pero también fue una reafirmación—probablemente innecesaria—de la italianidad de la moda de Dolce & Gabbana. Sí, ellos visten a mujeres de todo el mundo—incluida esta colombiana/neoyorquina que escribe—. Pero su arquetipo es puramente italiano, con su fuerza, su confianza, su estilo que resulta de todos los años de escandalosas modas que ha visto la península italiana—desde la riqueza de las sedas y los brocados de oro del Renacimiento a los siempre sorprendentes vestidos de Anna Dello Russo e incluso las nuevas generaciones de italianas, como Chiara Ferragni—, como la misma Sophia Loren.

Fotografía vía Business of Fashion